25 C
Río Cuarto
30 marzo, 2020
Arte y Cultura

Cines del Paseo estrena “El escándalo”, basado en un hecho real de acoso sexual en las altas esferas de los MCM

itulada originalmente “Bombshell”, llega éste film que tuvo varias nominaciones, especialmente en el rubro de las interpretaciones femeninas, y que no consiguió más que una estatuila por maquillaje en la reciente entrega de los Oscar de la Academia de Hollywood.

En el estilo de muchas de las producciones actuales, este film también está basado en  un hecho real reciente que ha tomado preponderancia ya que, aunque se trata de un caso bastante local de los Estados Unidos ha ganado figuración por estar relacionado con uno de los movimientos más importantes de los últimos años, “Me Too”.

“El escándalo” está basada en las denuncias contra Roger Ailes, ex presidente de Fox News, por acoso sexual y por el reclamo de favores, especialmente relacionados con la realización de sexo oral hacia aspirantes o empleadas a su mando, a cambio de un trabajo en el grupo de cuyo liderazgo formaba parte.

El caso se expuso en 2016 cuando Gretchen Carlson (interpretada por Nicole Kidman) desata con su denuncia el conflicto que se mantiene durante toda la historia: ejemplo de una carrera brillante: violinista y seleccionada deportiva en el colegio y, posteriormente, Miss América, es quien hace la primera denuncia.

Sin embargo, el relato no la tiene a ella como centro potenciador sino a Megyn Kelly (Charlize Theron), que era la estrella del canal, su figura más atractiva, vendedora y también polémica al momento de producirse aquella denuncia, que la toma en plena cobertura de la campaña presidencial de Donald Trump.

Kelly es quien narra la historia y pone en contexto la situación aprovechando su peso específico como figura mediática para enfrentar a sus jefes y sumar en principio el caso de la joven productora Kayla (Margot Robbie) acaso la más acosada por Ailes (John Lithgow), obsesionado, además, en ver y mostrar al aire las piernas de sus conductoras.

A partir de ellas se desarrolla la trampa ampliándose al momento en que las denuncias se vuelvan públicas, y se amplían con las declaraciones de al menos 20 mujeres más, se inicia un proceso de revelaciones públicas que terminarían por revelar claramente que efectivamente Ailes, quien murió en 2017, trataba a sus empleadas como objetos sexuales.

Te puede interesar